Los beneficios del pádel para tener una vida saludable

beneficios pádelDeporte casi desconocido hace unas décadas, el pádel se ha convertido en una de las actividades físicas más practicadas por los españoles. Cada año son más los adeptos de este deporte de raqueta que permite ejercitarse de una forma divertida. En este artículo, voy a contarte varios de los beneficios de jugar pádel, tanto para tu salud como en general. Son muchos, te lo aseguro.

Tiene unas raquetas muy graciosas

Ya lo sé, no se llaman raquetas sino palas de pádel, pero lo cierto es que ambas categorías pertenecen a la misma familia. Las primeras veces, resulta curioso jugar con esas palas que no tienen cordaje, sino una superficie llena, con algunos agujeros. La sensación al golpear es muy diferente a la del tenis.

Desarrollas algunas habilidades específicas

El pádel es un deporte de precisión, con muchos aspectos geométricos. Es algo así como la mezcla de los rebotes del billar con la estrategia del tenis. Si quieres conseguir puntos, tienes que aprender a anticipar el movimiento de la pelota y entender sus rebotes en las paredes.

Poco a poco, vas desarrollando unas habilidades espaciales para poder optimizar tus golpes y devolver los de tus adversarios. Este tipo de aprendizaje es muy específico del pádel, y lo considero una de sus grandes ventajas respecto a otras actividades deportivas.

Aprendes a colaborar con tu pareja de pádel

Se trata de un deporte que se practica dos contra dos. Para conseguir ganar puntos, tienes que aprender a colaborar. Eso implica entender cuáles son las fuerzas y debilidades de cada uno, repartirse las tareas, y ser generoso en el juego.

Al principio, es muy fácil que los dos jugadores luchen por la misma pelota, o que, al contrario, ambos la dejen pasar porque consideran que el otro se va a encargar. Eso lleva a dialogar más, avisarse, decidir formas de actuar y cosechar los beneficios de la colaboración.

Practicas una actividad física

El pádel es un deporte. Es cierto que generalmente es bastante menos exigentes que otros deportes de raqueta como por ejemplo el tenis. Pero, aún sí, es una actividad física de intensidad moderada a alta (si te pones en plan profesional). Y no te va a sorprender que repita que la práctica regular de una actividad física de intensidad moderada es buena para tu salud. Es más, es imprescindible hacer deporte si quieres estar bien.

Te ayuda a mantener un peso saludable, a sentirte más en forma, a tener un cuerpo más estilizado y tonificado, a sentir más tranquilidad…

Es un deporte económico

No te hace falta un presupuesto muy grande para iniciarte al pádel. Con comprar una pala para principiantes y tener un buen calzado deportivo, te basta. Luego, si te aficionas y quieres mejor material, puedes optar por unas palas más profesionales y unas zapatillas de pádel que te ayudarán a desplazarte mejor sobre el césped artificial.

Y alquilar una pista no cuesta mucho. Como es un deporte que se practica entre cuatro personas, habitualmente la hora de pista sale a menos de 2€ por cabeza. Aunque juegues muy a menudo no te vas a arruinar.

Hay muchas instalaciones disponibles

La mayoría de las urbanizaciones grandes edificadas en las últimas décadas han optado por construir pistas de pádel. Y como el deporte tiene cada vez más aficionados, los ayuntamientos ofrecen muchas instalaciones públicas. Sin contar con las numerosas pistas privadas, que han visto la oportunidad de negocio que representa ese deporte.

Es divertido

El aspecto estratégico y geométrico de jugar con los ángulos y los rebotes en las paredes añaden a las estrategias más propias del tenis como dejadas, globo o golpes ganadores. Es un deporte muy divertido, porque las posibilidades son muy diversas. Además, al jugarse en pareja y en una pista relativamente pequeña, se favorece que los intercambios sean más largos y reñidos.

Se puede practicar a cualquier nivel

Otro de los grandes beneficios del pádel es que se puede disfrutar con cualquier nivel. Incluso los principiantes tienen su oportunidad. El tamaño de la pista, contar con un compañero y las paredes lo favorecen. Por ejemplo, si estás muy adelantado para coger una pelota, tienes una segunda oportunidad golpeándola justo después de su rebote en la pared trasera.

Normalmente estás al aire libre

Aunque existen pistas cubiertas, la mayoría de las instalaciones de pádel están al aire libre, lo que te permite disfrutar del deporte en exteriores. El clima suave de España permite practicar pádel todo el año. En invierno se aprovechan las horas más cálidas del mediodía, mientras en verano se juega más al final de la tarde, cuando el día refresca.

Se puede jugar mixto

El pádel es un deporte donde las diferencias físicas entre hombres y mujeres se notan menos que en otros. Y eso favorece que se puedan enfrentar parejas mixtas. A mí me parece una de las grandes ventajas del pádel, ya que es un deporte que se puede practicar con la pareja. Y también hace que sea mucho más fácil encontrar oponentes.

Es relajante

De acuerdo, quizás no sea un aspecto específico de practicar pádel. Pero el hecho de tener una actividad física de intensidad moderada a alta ayuda a relajarse. Es una forma de generar endorfinas y reducir el estrés. Muchas personas echan una partida después de trabajar, para luego llegar a casa en un estado mucho más relajado.

Es competitivo

La puntuación en el pádel se lleva de la misma forma que en el tenis. Los puntos permiten ganar juegos, los juegos permiten llevarse una manga, y con varias mangas se gana el partido. Este tipo de formato es muy competitivo, ya que se lucha en cada momento por el punto en juego. Que sea competitivo es uno de los beneficios del pádel, porque desarrolla la motivación y la dedicación para alcanzar el objetivo último: la victoria.

 

Esas son, para mí, las principales ventajas de practicar pádel. Como puedes ver, es un deporte que te permite tener una vida más saludable, pero que también tiene muchos otros beneficios. Si quieres añadir otros aspectos positivos, no dudes en escribir un mensaje en la sección de comentarios.

Artículos relacionados

¡Vivir es compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *